¿El mejor refugio de la Puna?

Después de mi viaje a Tinogasta en octubre del año pasado, volví a Córdoba, me operé de los ojos y a los pocos días Oscar y Rolo me invitaron a pasear de nuevo por mi pago (pero en zonas de altura). Obviamente no rechacé la invitación :)

Recuerdos de un viajero: una vuelta de tuerca a mi trabajo

¡Llegó el momento! Después de exactamente 320 días de tener el render final de este cortometraje en mis manos, lo estoy haciendo público en Internet para que todo el mundo pueda verlo. ¿Por qué no lo publiqué antes? Porque estuvo dando vueltas por varios festivales de cine, pero creo que ya es hora de liberarlo.

Una carrera contra el Sol

Al ser mi último día en Tinogasta, decidí aprovecharlo al máximo y en lugar de irme a dormir después de una larga jornada de producir time-lapses nocturnos, me fui camino a Fiambalá a fotografiar el amanecer antes de volver a Córdoba.

¡Que la Luna no te detenga!

Cuando vi que el calendario lunar marcaba alrededor de 70% de luz de Luna no estaba seguro de salir a hacer fotografía nocturna, pero teniendo en cuenta que al día siguiente me iba de Tinogasta, decidí salir a probar suerte igual, los paisajes del valle siempre ofrecen algo con lo que se puede trabajar.

Escarlata de altura

Volví a Las Angosturas frente al Cerro Arcoíris en búsqueda de algunos time-lapses nocturnos con el agua del río. Tenía en contra que había bastante luz de Luna, pero igual pude capturar un poco de detalle de la Vía Láctea y hacer las tomas que tenía en mente.

Se me congelaron hasta los dientes

Fui a Cortaderas, un lugar que está casi al medio entre Tinogasta y el límite con Chile, para intentar hacer algunos time-lapses con la Vía Láctea y la Luna. El clima pintaba que no iba a ayudar para la noche, pero por suerte se despejó completamente y pude hacer varias capturas con nuestra galaxia.

Había tierra en todos lados

Salí hacia Loro Huasi con intenciones de hacer una captura con una carpa iluminada y la Vía Láctea, pero tuve que abandonar ese plan por culpa de la tierra y el viento. Seguí subiendo por la ruta de Los Seismiles (RN60) y llegué a una zona llena de algarrobos perfectos para hacer time-lapses.

Cuando no entendés nada pero le das para adelante igual

Hice un mapa que muestra todos los time-lapses que capturé y que están a la venta en mi tienda. Si entran a verlo probablemente lo naveguen menos de cinco minutos y sigan con otra cosa, pero a mí me llevó casi un mes armarlo.

¡Vi por primera vez por un telescopio!

Salimos con Ivan rumbo al Valle de Chaschuil con la idea de hacer unas capturas de un pequeño riachuelo que había visto en una de sus fotos, pero después me enteré que esa foto era de otro lugar cercano, por lo que terminamos en el camino que conduce al Monte Pissis en una zona con formaciones rocosas, haciendo time-lapses y observaciones con su telescopio.